No hace falta que te digamos que una comida deliciosa y un servicio al cliente excelente conducen directamente a la cima del éxito: clientes fieles y comentarios brillantes.

Queremos ayudarte a conseguir que tu negocio triunfe, por eso hemos recopilado una serie de consejos para que lo consigas.

  1. Mantén los detalles de tu menú y restaurante actualizados

Evita que los clientes se decepcionen, usa la herramienta Mi Restaurante para asegurarte de que tu horario de apertura y tu menú son los correctos. Si te quedas sin un plato, no pasa nada, también puedes desactivarlo de tu menú fácilmente.

Ayuda a tus clientes a elegir el plato que más se adapte a sus gustos: proporciona una lista completa de los ingredientes de cada plato. Esto es especialmente beneficioso para los clientes con necesidades dietéticas especiales y alergias.

  1. Sé realista con tus tiempos

Cuando los clientes eligen un restaurante, tienen una idea de cuánto tiempo tardará en llegar su comida. Acepta los pedidos lo antes posible y añade tiempo extra en caso de necesitar más. Entregar la comida temprano no es lo que los clientes quieren siempre. Sé puntual pero tómate el tiempo necesario para entregar el pedido en perfectas condiciones.

  1. Lee los comentarios de los clientes

Los clientes suelen añadir comentarios en los pedidos, con información importante sobre requisitos especiales o alergias. Si hay algo que no entiendes, solo tienes que llamarlo para asegurarte.

Además, siempre te puedes encontrar gratas sorpresas, como le pasó al restaurante Saque de Esquina, que recibió un comentario en un pedido de un cliente que le felicitaba por su buen trabajo.

  1. Mantén informado al cliente

Si un pedido se va a retrasar o no dispones del plato, llama al cliente para informarle del problema. No te supondrá un gran esfuerzo y ellos estarán agradecidos por tu aviso.

  1. Asegúrate de que los alimentos llegan en perfecto estado

Usa envases de calidad que contenga bien tu comida, cajas que no se aplasten y entrega todo en una bolsa térmica para guardar el calor. Echa un vistazo a nuestra tienda donde podrás encontrar todo lo necesario para repartir a domicilio.

  1. Entrega con una sonrisa

Los repartidores son la cara de tu negocio, ser amable es un aspecto básico para dar un buen servicio. Anima a tus empleados a tener una actitud proactiva y que siempre agradezcan al cliente por su pedido.

  1. No tengas miedo de pedir reseñas

Las valoraciones brillantes son esenciales para el crecimiento de tu restaurante online. Los clientes pueden comprobar de esta forma que tu restaurante es popular gracias a los comentarios de los demás usuarios.

Muestra a tus clientes que te preocupas por ellos. Haz que tus repartidores le pidan a cada cliente un comentario. Si eres más timidillo, siempre puedes usar nuestras pegatinas valóranos. Disponibles aquí.

  1. Responde a tus comentarios

Agradece las valoraciones a los clientes que se han tomado un tiempo en escribirlas. Si el comentario es negativo, pregunta educadamente los motivos. Puedes responder los comentarios enviando un correo a: calidad@just-eat.es

  1. Presta especial atención a los clientes primerizos

Cada nuevo usuario que pide en tu restaurante tiene el potencial de convertirse en un cliente fiel. Preocúpate por darle una buena primera impresión, ¡estamos seguros de que repetirá!

  1. Añade un extra

¡No puedes comprar amor, pero a todo el mundo le encanta conseguir algo gratis! Ya sea una salsa extra o un plato de acompañamiento, los regalos son una gran manera de agradecer a tus clientes habituales su fidelidad y hacer que se sientan muy especiales.